Despidos y Trabajo en Negro

por Estudio Tajman - Diego Tajman Abogados Asociados

Un contrato es un acuerdo legal llevado a cabo entre dos o más personas, que se obligan en virtud del mismo, regulando sus relaciones relativas a una determinada finalidad o cosa.

En el caso de un contrato de trabajo individual, la persona física (el trabajador) asume el compromiso de realizar ciertas tareas para una persona jurídica o física (el empleador), bajo dependencia y subordinación de ésta. El empleador, a su vez, asume la obligación de pagar por dichas tareas una cierta remuneración o salario.

Legalmente, el contrato de trabajo debe considerarse lo más extenso posible ya que el mismo es la principal fuente de ingreso económico de trabajador.

Sin embargo, la relación laboral puede finalizar cuando el empleador decide, de manera unilateral, la rescisión de dicho contrato, ya sea invocando una causa o no. Es en este caso cuando nos encontramos frente a un DESPIDO.
Ahora bien, cualquier persona que desarrolla su actividad laboral sin la debida registración (es decir, trabaja “en negro”) o mediante facturación o cualquier otra forma de fraude laboral, también tiene derecho a exigir el cumplimiento de la ley y a reclamar por derechos e indemnizaciones que le corresponden.

Todo tipo de indemnización estará determinada básicamente por la antigüedad del trabajador y el sueldo percibido, entre otros factores.

En el caso de un despido, ya sea con o sin causa, o en el caso de la incorrecta registración laboral, brindamos un asesoramiento legal y gratuito para que el trabajador sepa cómo actuar y afrontar los mismos, ya que, cualquiera sea la naturaleza del despido, al trabajador le corresponden ciertos derechos.